Cómo hacer más fácil la vuelta al cole con la ayuda de tu babysitter bilingüe

Why have a bilingual babysitter to assist in learning English?
4 septiembre, 2020
Learning vocabulary
4 ways to introduce new English vocabulary
18 septiembre, 2020
Show all

Cómo hacer más fácil la vuelta al cole con la ayuda de tu babysitter bilingüe

Niñera bilingüe con inglés

Llega Septiembre y con él la famosa vuelta al cole y a la rutina tras un verano cuanto menos extraño y unos meses de incertidumbre y de no saber cómo afrontar esta nueva normalidad.

Parece ser que, por el momento, los colegios funcionarán con la mayor normalidad posible y nuestros peques volverán a clase a partir de esta semana, por lo que debemos empezar a organizarnos y a buscar la forma más fácil de hacer esta transición a la vida escolar una vez más.

La figura de la niñera o babysitter es de enorme ayuda en un hogar donde ambos padres trabajan y necesitan a alguien que les eche una mano con el cuidado de los más pequeños. Si a esto le sumamos que el dominio del inglés es una cualidad cada vez más exigida y más impuesta en los colegios desde temprana edad, una niñera que además sea bilingüe y no sólo se encargue de cuidar a los niños sino que les enseñe a la vez, es una opción cada vez más demandada.Este año, las aplicaciones de búsquedas de niñeras han visto sus descargas aumentar más de un 100% respecto a otros años, y es que el factor COVID también está siendo un gran condicionante a la hora de pensar en la educación en casa de nuestros hijos.
A pesar de la vuelta al colegio, aún no está claro si los niños permanecerán allí durante todo el curso, e incluso de ser así, muchas familias están optando por educarlos en casa recelosos de las medidas tomadas y por miedo a contagios en el ámbito escolar. Esto supone una complicación para los padres tanto si trabajan en casa como si deben acudir presencialmente a su puesto de trabajo. Además, la figura de los abuelos como ayuda extra a la familia en estos momentos deja de ser una opción por miedo a exponer a personas de riesgo al virus. Por lo cual, tanto si sólo necesitan una ayuda extra como si necesitan a alguien que les ayude con la educación en casa de los más pequeños, las niñeras bilingües son la solución perfecta.

Si estás en la situación descrita anteriormente y estás barajando la posibilidad de contratar una babysitter bilingüe, te detallamos una serie de razones por las que te pueden ayudar en la transición al curso escolar.

  • Para empezar, sabemos que estamos en tiempos difíciles y muchas familias no pueden permitirse el gasto que supone un profesor particular para reforzar los conocimientos de sus hijos y, además, sumarle una niñera durante las horas que lo necesiten. Contratar a una niñera bilingüe que se encargue de los niños las horas necesarias y que además les enseñe durante ese tiempo es un dos por uno que ahorrará tiempo y dinero a las familias.
    A principio de curso es difícil retomar el ritmo de deberes y no agobiarse, hay mucho contenido nuevo y quizá el antiguo haya caído en el olvido tras el verano. Una babysitter puede ayudarles con estos deberes para mantenerles al día, que no pierdan lo que ya llevaban aprendido y reforzar lo aprendido y lo que empiezan a aprender.
  • La babysitter no sólo es una cuidadora y profesora, sino que también puede ser una gran compañera de juegos de los más pequeños. Que los niños asocien el aprendizaje y uso del inglés a algo divertido y parte de su vida cotidiana tendrá muchísima influencia en cómo lo irán incorporando a su día a día.
    Esto también es beneficioso a la hora de hacer la transición de verano a invierno o de vacaciones al curso escolar, ya que a través de juegos relacionados con el idioma y los nuevos conocimientos que empiecen a adquirir, pueden volver a la rutina de estudiar la lengua pero sin que parezca una tarea y les suponga un cambio brusco en comparación con las vacaciones. Podemos, por ejemplo, darles una letra cada día y que con ella deban nombrar un color, un animal, un juguete, una comida… y recompensarles por cada punto con algún premio, como un caramelo, unos minutos más de juego o de tele… si asocian estos juegos donde aprenden a cosas positivas, la transición de juego a estudio será tan suave que ni la notarán.
  • Y no hay que limitarse a la casa y los deberes. Podemos aprovechar que el tiempo aún es agradable para que la babysitter lleve a nuestros hijos a sitios como el parque, donde poder jugar, disfrutar del buen clima, y de camino, realizar juegos de exterior en inglés como el “I spy something” (nuestro “veo veo”), donde tendrán que elegir objetos del parque para describir o conseguir adivinar los que describan los demás. Incluso podemos organizar “treasure hunts” o carreras de obstáculos a ciegas en las que guiarnos con instrucciones en inglés. Las posibilidades son infinitas y sobre todo, educativas a la par que divertidas.

En resumen, en un mundo en el que los padres cada vez trabajan más horas, los niños cada vez necesitan un nivel más alto de inglés, y donde aún no sabemos qué nos deparan los próximos meses debido a la situación actual con el COVID, la figura de una babysitter bilingüe puede ser esa ayuda indispensable que cada familia necesita para llevar esta situación lo mejor posible. No lo pienses más y contrata hoy tu niñera bilingüe.

 

Te sugerimos que leas también:  How to improve your language skills while being abroad